Kaplan Daniel (1965)

Daniel Kaplan nació en Buenos Aires en 1965, en el barrio de Belgrano. Egresado de la Escuela Nacional de Bellas Artes “Prilidiano Pueyrredón”, estudió luego en la Escuela Superior de Bellas Artes “Ernesto de la Cárcova”, en los talleres de pintura, dibujo y escultura.
En 1991 realizó un mural cerámico instalado en la Estación Callao de Subterráneos, en el proyecto “Arte Subterráneos”.
En 1996 residió en New York, gracias a que obtuvo la Beca Fullbright, del Fondo Nacional de las Artes. De allí viajó a la República Dominicana, donde fue profesor y artista residente en la escuela de diseño Altos del Chavon. Expuso con marcado suceso en distintas salas de New York y Centroamérica y realizó un conjunto de murales en el Complejo Casa de Mar, en Bayahibe, República Dominicana.
En 1997 participó en la megaexposición “Tango”, organizada por Zurbarán en el Palais de Glace, en la cual sus obras fueron destacadas por el público y la crítica. Empieza a adentrarse en el mundo del tango y explorar sus posibilidades plásticas. Volvió a la Argentina en 1999, residiendo desde entonces en el Bosque de Peralta Ramos, en Mar del Plata.
Desde 2003 viaja periódicamente a Holanda, donde expone y participa en encuentros de artistas.
En 2007 realizó dos grandes pinturas para la Colección Killka, Bodegas Salentein, Mendoza. También hay una decena de obras suyas en el Museo Ralli de Punta del Este, Uruguay.

Grandi Mario Dario (1918 – 1971)

Creador de un mundo encantador, poblado de criaturas etéreas; Mario Darío Grandi, buscaba a través de su obra, brindar paz y amor a la humanidad. Poesía, calidez y pureza formal, son las virtudes que definen la pintura de este gran maestro del Arte de los Argentinos. Sus naturalezas muertas, realizadas con absoluta síntesis, formas planas y color nacarado, están inmersas en una atmósfera mágica, diáfana, irreal.

Hijo de un inmigrante italiano y una criolla cordobesa, Mario Darío Grandi nació en Buenos Aires, en 1918. Pensaba que “en el arte los conocimientos se van pasando de un artista a otro como una antorcha encendida”. Por eso odiaba la palabra autodidacta; y aunque no hizo estudios regulares, salvo sus clases con Lino Enea Spilimbergo en el Instituto de Artes Gráficas, que siguió durante algunos meses, reconocía su deuda con todo el arte que lo conmovió: Greco, Watteau, Matisse, y su venerado Amadeo Modigliani.

En 1941 realizó su primera exposición en el Teatro del Pueblo, y se casó con Julia Rebollo, su amorosa compañera, modelo de tantos trabajos inspirados. Siguió luego una muestra en galería Müller que entusiamó al prestigioso crítico Julio Payró. El marchand alemán le recomienda alejarse de las tentanciones porteñas e irse al interior. Por eso durante doce años vivió en el barrio El Observatorio, de Córdoba. Campesinos melancólicos y muchachas de estilizadas formas modiglianescas pueblan su pintura de este periodo y recuerdan también a Raúl Soldi.

De regreso a Buenos Aires, obtuvo el Primer Premio en el Salón Nacional de 1954. Expuso en las galerías Bonino y Van Riel, en los salones oficiales, escuelas y sociedades de fomento.Todos los ámbitos eran propicios para acercar su obra al público, y lo hizo mediante 98 exposiciones.
Participó en las Bienales de Méjico (1951), y San Pablo (1957) y en la Exposición de Arte Sacro de Roma (1961). Con los años su pintura se fue haciendo mas amable, sus temas más universales. El amor, la mujer, el tango, el teatro, fueron los motivos constantes que fue articulando en series: la Comedia del Arte; los balcones, los compadritos; los desnudos; las naturalezas muertas; y los paisajes de Paso del rey, la Boca y el riachuelo.
Fue ilustrador y grabador, hizo cerámica y cartones para tapices. Pintó óleos, témperas, acuarelas, y consagró al pastel gran parte de su obra. Esta difícil técnica, preferida por Odilon Redon y Edgar Degas , tuvo en Grandi a un maestro indiscutido. Lo trabajaba a punta de lápiz, fijándolo en capas sucesivas, que superponía una y otra vez, hasta dar con el tono y la calidad buscada. Pintor de color refinado y translúcido, de las formas onduladas y el arabesco. Nunca buscó reproducir la realidad, sino plasmar, “el recuerdo del recuerdo de una sensación”.

El 20 de abril de 1971, la muerte lo sorprendió camino a su casa en Paso del Rey (Moreno). Tenía sólo 52 años. Se sucedieron luego los homenajes y las muestras retrospectivas: Museo Sívori (1971), Museo de Arte Moderno (1975) y Museo Nacional de Bellas Artes (1977). Dos escultores se reunieron para realizar el monumento que lo recuerda, en el cementerio de La Reja (Moreno): sobre un bloque de piedra una serena cabeza femenina de Mariano Pages, y un pájaro de Carlos de la Mota, símbolos transparentes a la luz de la obra de Grandi.

Listado de obras:

Mesa con Botella . pastel sobre cartón . 96x59cm . 1960
Mujer con Paraguas . pastel sobre cartón . 60x40cm . 1955
Naturaleza Muerta . pastel sobre papel . 97x56cm . 1960
Hermanos . óleo sobre lienzo . 180x90cm . 1959
Lección de Música . pastel sobre cartón . 1950
La Flor . óleo sobre tabla . 140x45cm . 1961
Vaso con Flores . pastel sobre papel . 41x26cm . 1946
La Mecedora . pastel sobre papel . 64x42cm . 1954
Pescados en Plato Blanco . óleo . 31x47cm . 1964
Naturaleza en Azul . témpera sobre papel . 50x97cm . 1963

Genovés Graciela (1962)

Nacida el 24 de octubre de 1962, Graciela Genovés se graduó como profesora y Licenciada en Artes Plásticas en la Universidad Nacional de La Plata. Posteriormente estudió y se perfeccionó en el taller del Profesor Osvaldo Attila. En 1989 comienza a trabajar como docente de Dibujo en la Facultad de Bellas Artes de la Universidad de La Plata, y como ilustradora para editoriales. Al año siguiente, obtiene el Primer Premio de Dibujo en el Salón de Artistas Jóvenes del Museo Provincial de Bellas Artes de La Plata.

Forte Vicente (1912 – 1980)

Vicente Forte fue el pintor de la alegría. Su obra es un perfecto reflejo de su personalidad. Su pintura es pura y directa, golpea al espectador con su contundencia. Hombre afable, la prioridad de su vida fue su familia: Dorita y Miguel Angel fueron sus afectos y motivo de su existencia. Pudo dedicarse tres décadas a la pintura y su rutina era la de un trabajador y artesano. Conversaba mientras pintaba, dando la sensación de que su obra ya estaba resuelta antes de plasmarla. Por las tardes era la figura alegre y simpática que compartía con sus colegas las reuniones e inauguraciones. Era el artista más popular, amigo de todos. Ha sido uno de los integrantes más exitosos de el Arte de los Argentinos y su obra, nacida de sus estudios con Pettoruti, no ha tenido seguidores. Intuitivo y pasional, sus composiciones son equilibradas, y el color son planos que en algunos casos parecen relieves escultóricos.

Burone Risso Enrique (1956)

Pintor de raza, pintor urbano, buscador de los íconos de las ciudades. Hombre del Delta, su abuelo fue intendente de San Fernando (en 1917). Vive en una casa centenaria en San Fernando. Hubiera soñado con ser jugador de futbol del Club Tigre.

Hincha fanático, rescata la imagen de los estadios emblemáticos de la Argentina. Sus personajes carecen de pelo como él; siempre es un mundo alegre, dinámico, contemporáneo, encuentra belleza en todas partes, recrea el rio Luján y el de la Plata con color y dibujo personal.

Es un fuera de serie que nos muestra aquello que quizás no contemplamos, pese a estar a la vuelta de la esquina.

Bertani Ernesto (1949)

Nació en Buenos Aires el 3 de febrero de 1949. Hacia 1975 estudió escultura en el taller de Leonardo Rodríguez y pintura con Víctor Chab. A partir de 1976 expone colectiva e individualmente en galerías, salones y bienales del país y del exterior.
Recibió múltiples premios, entre los que se destacan el Primer Premio de Pintura (1982) y Primer Premio de Dibujo (1983) en el Salón Municipal de Buenos Aires, el Premio Casa de las Américas, en la Bienal de La Habana (Cuba, 1984), el Gran Premio de Honor en el Salón Nacional de Dibujo (1994) y el Gran Premio de Honor en el Salón Nacional de Pintura (2002).
Desde hace 24 años es artista exclusivo de Zurbarán, siendo esta quien organiza exposiciones, tanto en sus salas como en museos y centros culturales de nuestro país y del exterior, difundiendo su obra a través de libros, catálogos y publicaciones.

Barragán Claudio (1960)

“EL SEÑOR DE LOS CABALLOS”

Claudio Barragán, nació en Buenos Aires hace 55 años, es hijo y sobrino de Julio y Luís, dos grandes maestros de la pintura argentina.
Se inició, él también, por aquel camino, mereciendo en 1975 el Premio Collivadino del Salón Nacional. A partir de la década del noventa se inclina hacia la escultura y en 1992 presenta su primera muestra “tridimensional” en el Centro Cultural de la Recoleta.
En el 2003 vuelve a ser distinguido en el Salón Nacional, esta vez en la categoría escultura y en 2008 es galardonado en el Salón Municipal Manuel Belgrano.
En esta, su cuarta muestra en Colección Alvear de Zurbarán.
Barragán es un escultor singular. Sus obras no surgen del modelado de materias blandas ni del desbastado de aquellas consistentes. Utiliza, en cambio, distintas maderas y crea de adentro hacia afuera, con la técnica de los viejos artesanos, carpinteros de la ribera, que se dedicaban a construir barcos.
Luego, legado familiar, da color a sus obras creando un mundo fantástico en el que se erige como señor, por imperio de la belleza.

Mongiello Ricci Antonio (1942)

Nació en Rosario en 1942. Dibujante y humorista, realizó sus primeros trabajos para
la revista Tía Vicenta. En 1976 se radica en Francia, donde cambió el seudónimo “Napoleón” por
“León Napo” o simplemente “Napo”, desarrolló una intensa actividad como humorista
e ilustrador colaborando con importantes editoriales y publicaciones.
Realiza exposiciones individuales y colectivas en Francia, España, Italia, Dinamarca y
Estados Unidos. En 1970 incursiona en la historieta, con guión de Héctor G. Oesterheld realizó la primera versión de “La guerra de los Antartes”, que fue publicada en la revista 2001.

Listado de Obras

Rinoceronte Argentino . acuarela sobre papel . 50x70cm . 1999
Los Idolos . acuarela sobre papel . 40x35cm . 1999
Nuestras Damas . acuarela sobre papel . 45x54cm . 1999

Repetto Armando (1983 – 1968)

Nació en Buenos Airesen el año 1893. Comenzó estudiando Ingeniería Civil, carrera de la que egresó y ejerció. En el año 1940 realizó su primera exposición individual. Fue definido como el maestro de los grises, y hace gala de esa maestría en los brumosos paisajes de La Boca y en sus cielos al atardecer. En sus obras de pequeño formato logra un notable nivel de intimidad y una increíble riqueza de matices.
En 1967 hizo su última exposición en la Galería Katerotxipi de Mar del Plata. Fallece en 1968.

Listado de Obras

Los Molles . óleo sobre lienzo . 85x112cm . 1947
Algarrobo Centenario . óleo sobre lienzo . 100x76cm . 1944
En la Playa . óleo sobre lienzo . 35x45cm . 1959